C/Sidney 2000, Número 8 B Puerta 1 Torrent (Valencia) 960119724 - 691244186 09:00- 21:00 Especialistas en eco 4d/5d

¿Qué pasa si los niños ya no comen tan bien como antes?

Mi niño acaba de cumplir 1-2 años y no come como antes: ¿Qué esta pasando?

Esta consulta es mucho más frecuente de lo que pensáis. Durante el primer año de vida el crecimiento es muy rápido ya que cambian prácticamente cada semana, normalmente es un reflejo  del crecimiento intrauterino, es decir, si madre e hijo han tenido una adecuada nutrición durante la gestación. A medida que el niño crece sobre todo a partir del primer año de vida va entrando en juego la genética y la actividad física de cada niño. Es decir hay niños que nacen muy grandes y poco a poco van cogiendo su línea y al revés.  Son los famosos percentiles que utilizamos en la consulta. Indican la posición que tienen vuestros hijos respecto a todos los niños con su edad y sexo. No es importante el número si está más o menos alto/bajo gordo/flaco, sino que siga una línea una evolución paralela, es decir si no sube o baja de repente, para eso es importante acudir a las revisiones programadas.

comen tan bien

¿Qué ocurre entonces cuando el niño come bien y de repente deja de comer tanto?

Sencillamente porque el crecimiento no es tan fenomenal como en los primeros meses y no necesita tanto. Hay que tener en cuenta que su estómago es muy pequeño, no pueden comer raciones grandes de una vez, por lo que pueden comer comidas pequeñas y los más activos necesitarán tentempiés sanos entre horas.  El apetito del niño, como el nuestro, varía considerablemente por lo que no se debe forzar si no quiere, pero si de verdad tiene hambre se le puede dar más.

Si rechaza un alimento no lo fuerce, retírele sin comentarios e inténtelo en unas semanas. El gusto de los niños cambia y puede verse influenciado por el de otros niños o por los adultos.  Los colores atractivos y las formas pueden ayudar a ver la comida de una forma divertida para los niños reacios.

Consejos para que los niños que no comen tan bien vuelvan a hacerlo

Os dejamos con unos consejos prácticos:

1.- Los niños necesitan energía así que evite los alimentos “bajos en grasas” y utilice grasas sanas como aceites vegetales para cocinar. Se deben utilizar leches de crecimiento tipo 3 durante esta edad: ricas en grasas

2.- Utilice legumbres tienen las mismas proteínas que la carne y el pescado

3.- Deje mancharse a su hijo probando diferentes texturas y sabores

4.- Dele raciones pequeñas y felicitále cuando acabe.

5.- El tiempo de la comida son 30 minutos, aunque no la haya acabado.

6.-Nunca forzar

7.- Evitar picoteos innecesarios y alimentos muy ricos en azúcares como refrescos o zumos comerciales: tienen muchas calorías y les quitarán el apetito para los alimentos importantes

Y recordar: la CALIDAD  de los alimentos es vuestra, la CANTIDAD depende de ellos.

No dudéis en consultarnos si tenéis dudas u os preocupa el tema.