C/Sidney 2000, Número 8 B Puerta 1 Torrent (Valencia) 960119724 - 691244186 09:00- 21:00 Especialistas en eco 4d/5d

Beneficios del masaje para bebés

El masaje y las distintas técnicas de tuina y digitopuntura, probablemente son unas de las herramientas terapéuticas más antiguas que el ser humano ha utilizado para proporcionarse un recurso natural contra el dolor.

Estas técnicas, se usan mucho para ayudar a nuestros peques en posibles molestias comunes durante las primeras semanas de vida. Ayudan en los procesos de curación, disminuyen la actividad refleja de los músculos, inhiben la excitación motoneuronal y promueven la relajación y el bienestar del bebé.

Para que podáis ayudarlos a evitar posibles dolencias en el sistema digestivo, respiratorio, renal e inmunológico –que está en pleno desarrollo-, os dejamos aquí algunos trucos que podéis realizar en casa.

El Masaje para Bebés

Todos los bebés, sin excepciones, pueden ser masajeados.

Esta actividad puede desarrollar más rápidamente la coordinación motora y aumentar sus reacciones musculares, además de favorecer que el bebé sea más receptivo y reaccione mejor al espacio que le rodea.

Algunas curiosidades del masaje para bebés

Ayuda a regular y reforzar las funciones respiratoria, circulatoria y gastrointestinal. El masaje durante los primeros meses ayuda a madurar el sistema gastro-intestinal, y después a regularlo. Con los masajes se pueden controlar y disminuir  las molestias producidas por los cólicos, gases y estreñimiento.

Ayuda al bebé a relajarse y lo libera del estrés que le produce encontrarse cada día en constante aprendizaje.

 Aumenta la comunicación afectiva entre el bebé y las personas de su entorno, facilitando la comunicación no verbal.

 Al relajar al bebé favorecemos un estado de tranquilidad que va a estimular el sistema inmunológico y  lo predispondrá a un mejor desarrollo del sistema nervioso.

Ayuda a que el bebé tenga un sueño más tranquilo y profundo.

Ayuda a aumentar el contacto afectivo del bebé con sus padres a través los estímulos del tacto, la mirada, la sonrisa, los sonidos, los abrazos, las caricias, el olor.

El contacto corporal, vivido de forma positiva, ayuda al niño a disolver tensiones corporales-emocionales, ya que le permite una vía de canalización y salida de sus angustias. Cuanto más cerca esté del padre o de la madre en durante el masaje para bebés, más disfrutará vuestro pequeño.

Algunos trucos para el masaje para bebés

Estos masajes ayudarán a vuestro pequeño a mejorar los problemas respiratorios, los trastornos digestivos y los del sueño.

Para ayudar a que tu bebé duerma mejor, usa una o dos gotas de aceite esencial de Lavanda y una gota de aceite esencial de Mandarina o también de Azahar, colocadas  en un disco de algodón dejándolo en una esquina de la cuna del bebé, bajo las sábanas.

Usaremos aceite de almendras dulces   de 1ª   presión en frío para realizar el masaje.

Con luz tenue, la habitación caldeada y música suave, crearemos un ambiente más propicio para que nuestro hijo reciba el masaje.

Abrid vuestros sentidos y preparaos para disfrutar de una placentera comunicación no verbal con vuestro bebé.

No te tomes el masaje como una obligación. Observa a tu bebé y valora si está preparado, si ves que se incomoda, déjalo para otra ocasión. El masaje siempre es para disfrutar y nunca ha de durar más de 15 minutos.

Con cualquier duda o consulta, no dudéis en contactar con vuestro especialista. Él os guiará en el proceso para que podáis hacerlo lo mejor posible.